Critica: Mas Peligrosas Que Los Hombres (Deadlier Than The Male) (1967)

>> VOLVER AL INDICE DE CRITICAS FILMES DE OTROS ESPIAS

una crítica del film, por Alejandro Franco – 4 / 5

calificación 4/5: muy buena GB, 1967 : Intérpretes : Richard Johnson (Hugh ‘Bulldog’ Drummond), Elke Sommer (Irma Eckman), Sylva Koscina (Penelope), Nigel Green (Carl Petersen), Steve Carlson (Robert Drummond)

Director: Ralph Thomas – Guión: Liz Charles-Williams, basado en el personaje creado por Herman C. McNeile

TRAMA : Varios ejecutivos de empresas petroleras han sido asesinados. El investigador de seguros Hugh “Bulldog” Drummond es enviado a chequear los casos. Todas las víctimas han sido liquidadas por un duo de implacables asesinas, las cuales desaparecen sin dejar rastro. Pero Drummond descubre que estas mujeres operan bajo las órdenes de un siniestro genio criminal, decidido a apoderarse de concesiones petroleras en territorios árabes y que han quedado vacantes ya que sus titulares han sido eliminados. Ahora deberá correr contra el tiempo para salvar la vida del Rey Fedra, quien se encuentra en la mira de los asesinos.

ofertas de software

Deadlier Than The MaleHugh “Bulldog” Drummond es el héroe creado por Herman C. McNeile en los años 20. Fue uno de los primeros detectives privados británicos, y en sí tenía todas las características del aventurero típico de la literatura. Buena parte del perfil del personaje sirvió para influir a otras obras posteriores, desde Doc Savage hasta el mismo James Bond. Por ejemplo, Drummond solía operar con “la banda negra”, que era una troupe de criminales reformados que le ayudaban con sus casos; y durante parte de su obra se dedicó a combatir al genio criminal Carl Petersen al que terminaría por darle muerte. En el resto de la serie, Irma Petersen – su viuda – intentaría cobrarse revancha del detective privado.

Bulldog Drummond ya había llegado al cine en los años 40, en filmes y seriales protagonizados por una parva de actores diferentes que iban desde Ralph Richardson hasta John Howard y Ray Milland. Pero en los 60, con el auge de la Bondmanía despertada a partir de Goldfinger (1964), el personaje fue revivido como un aventurero internacional al estilo de 007.

Más Peligrosas que los Hombres es la primera de dos versiones muy liberales sobre el personaje y que tendrían lugar a finales de la década (el otro filme, con menor suceso, sería Some Girls Do de 1969). Como se puede ver con los nombres de los personajes de la trama, los archienemigos de Drummond están presentes aunque los roles están bastante cambiados. Además toda la historia tiene un tono de comedia ligera que no figuraba en el original literario.

Si uno se atiene a los detalles, en sí Deadlier Than The Male no tiene mucho parentesco con el cine de euroespías. No hay agentes secretos, planes para dominar el mundo ni gadgets. En sí parece más una aventura internacional al estilo de El Santo que otra cosa. Pero lo que sí tiene es que es exótica, y eso la emparenta con los filmes de 007. El dúo de asesinas – modositas, sexys y letales – de Elke Sommer y Silvia Koscina es memorable. Los atentados a los hombres de negocios son muy sofisticados. Hay un excéntrico villano con un castillo sobre la costa italiana que juega con un ajedrez de piezas gigantes. Tenemos numerosas locaciones y escenarios lujosos.

Aquí figuran Elke Sommer y Nigel Green, que volverían a juntarse más tarde para una pobrísima entrada en la saga de Matt Helm como fué The Wrecking Crew. A su vez, Green apareció en The Ipcress File con Michael “Harry Palmer” Caine. Por otro lado está Richard Johnson, quien fuera en su momento aspirante al papel de 007 – se comenta que era de la preferencia de Terence Young, el director de Dr. No y Operación Trueno -. Y para la trivia está Milton Reid, que era el asesino Sandor en La Espía que me Amó (1977) y que aquí figura como un secuaz de Green.

Como película, es realmente entretenida. Las que roban escena todo el tiempo son Sommer y Koscina, que son muy simpáticas y no se andan con rodeos a la hora de despachar gente. El primer atentado – en donde Sommer planta una bomba en un jet privado y se tira en paracaidas – es sensacional (es una idea que copiarían desde Los Angeles de Charlie hasta Moonraker). En otro de los atentados, las chicas salen del mar (con infartantes bikinis) y liquidan a un tipo a arponazos. Y siempre con un zumbón sentido del humor.

Por lejos el dúo de Sommer y Koscina son lo mejor del filme. El tema pasa porque el héroe es correcto pero no brillante. Da la impresión que Drummond siempre va un paso más atrás que los villanos. Richard Johnson es simpático, pelea bastante bien, es algo expeditivo, y hubiera sido un buen 007. Pero aquí queda algo deslucido al lado del dúo de hermosas asesinas. Por su parte, Johnson es secundado por un actor americano (Steve Carlson, que hace de sobrino de Drummond y fue puesto aquí para atraer a la audiencia yanqui) que lo complementa como si fueran Bruno Díaz y Ricardo Tapia. No hay nada malo con ellos, sólo que se ven como algo estáticos.

Pero entre el humor de Elke Sommer y Silvia Koscina, y la impresionante fotografía, Deadlier Than The Male es una copia de Bond superior a la media. Tiene exotismo y clase. Ok, el villano no quiere dominar al mundo sino simplemente ganar más dinero, pero al menos tiene un ajedrez gigante. Y eso sí que es ser sofisticado.

4 CONNERYS : Una costosa y sofisticada producción de euroespías, superior a la media. Fantástica fotografía, excelentes escenarios, historia divertida. Pero lo mejor de la película es – por lejos – el duo de asesinas de Elke Sommer y Silvia Koscina, que merecería haber tenido su propia saga.

LA SAGA DE HUGH “BULLDOG” DRUMMOND

Deadlier Than The Male (1967) – Some Girls Do (1969)

software de gestion para inmobiliarias Datahouse Company - haga click aqui