Arlequin: Critica: Batman: Mala Sangre (2015)

Batman: Mala Sangre (2015): Batman es secuestrado y el hijo del encapotado debe unir fuerzas con el antiguo Robin para dar con su paradero. Critica de la pelicula

>> VOLVER AL INDICE DE ARLEQUIN

una crítica del film, por Alejandro Franco

USA, 2015: Jason O’Mara (Batman / Bruce Wayne), Yvonne Strahovski (Batwoman / Katherine Kane), Stuart Allan (Robin / Damian Wayne), Sean Maher (Nightwing / Dick Grayson), Morena Baccarin (Talia al Ghul)

Director – Jay Oliva, Guión – J.M. DeMatteis, Grant Morrison

oferta software de sueldos

Trama: Batman ha desaparecido. La única que puede saber algo sobre su paradero es Katherine Kane, una idealista que se ha convertido en vigilante nocturna y utiliza un disfraz similar al del encapotado. Es por ello que Dick Grayson ha aceptado la propuesta de Alfred – de calzarse el traje del encapotado para que no noten su ausencia y, de paso, investigar la suerte de su antiguo mentor -, pero las complicaciones están a la orden del día. Y es que Damian Wayne – el hijo que tuviera Bruce con Talia al Ghul – ha regresado a Ciudad Gotica para descubrir la suerte de su padre. Con cortocircuitos ambos – junto a Katherine – deberán formar una impensable alianza, la cual los llevará a descubrir un complejo complot vinculado con los líderes políticos mas importantes del planeta, los cuales se reunirán en Ciudad Gótica en los próximos días. Y mientras el trío trabaja incansablemente para evitar el atentado, la pregunta del millón es: ¿Batman aún continúa vivo?. Y de ser así, ¿en qué estado – fisico y mental – estará el encapotado?.

los encapotados abundan en exceso, en la trama de Batman: Mala Sangre (2015) los encapotados abundan en exceso, en la trama de Batman: Mala Sangre (2015)

Batman: Mala Sangre Bruce Timm que estás en los cielos… Como se extraña su control en la producción, su excelente manejo creativo. Mientras esperamos su adaptación animada de The Killing Joke, tenemos que conformarnos con estas adaptaciones off track de Batman. Hasta ahora esta nueva saga – con la voz de Jason O’Mara puesta al servicio del encapotado – venía bien, saliendo airosa de los retos creativos que se había impuesto – sin ir mas lejos, la inclusión del hijo de Bruce Wayne, un auténtico demonio que desbordaba carisma y posibilidades narrativas -. Lamentablemente Batman: Bad Blood es un serio paso en falso, trayendo a la palestra todos los defectos que detestamos del mundo del comic: una tonelada de personajes nuevos y patéticos, creados a las apuradas, carentes de motivación seria o interesante, y surgidos por el mero hecho de generar mas merchandising y tener un staff de heroes colorido y políticamente correcto. El punto es que, si los hubieran podado, apenas se notaría la diferencia y sólo figuran como relleno para estirar las cosas.

Batman: Bad Blood tiene demasiados problemas. El primero que abandona el setup realtivamente realista de los filmes anteriores – en esta ocasión usan una trama original sin basarse en algún comic previo -, y se mete en un delirio empapado de ciencia ficción – con demasiada gente dotada de trajes voladores, pésimos disfraces, máquinas para lavar cerebros y masivos edificios flotantes – que lo hace ver como un mal capítulo de Batman Beyond. ¿Era necesario tanto disparate?. El otro punto es el exceso de gente disfrazada que aparece en el filme. Antes uno se concentraba en uno o dos villanos, pero aquí tenemos una troupe interminable – la mayoría de los cuales son pésimos imitadores de Batman, estén de uno u otro lado de la ley -. La saturación de personajes atenta contra un desarrollo sólido de los mismos, con lo cual sus orígenes son vomitados en flashbacks de 30 segundos y de manera no muy convincente. Hay una mole llamada Hereje, que parece una versión anabolizada de Batman, una Batimujer que anda en misión de revancha porque liquidaron a la mayoría de su familia (y tampoco se explica porque se disfraza de murcièlago), y está el hijo de Lucius Fox que, como lastimaron al viejo, quiere salir a combatir criminales a troche y moche con un batitraje volador que encontró en la bodega de su padre. Para colmo estos dos últimos forman parte de una nueva y gran bati-familia (con lo estupido que suena eso), los cuales se suman a Damian Wayne / Robin y Dick Grayson / Nightwing en la búsqueda del encapotado.

El elenco es demasiado grande y artificial; y si esto ya de por sí es molesto y distrayente, ahora se suma la directiva de la DC en ser políticamente correcto, acoplando a los protagonistas a un Batman negro y una Batichica lesbiana. No hay nada de malo en eso; lo malo es tirarlo a las apuradas y no darle oxígeno para elaborarlo con la profundidad que amerita. Lo del hijo de Lucius Fox es de una estupidez acalambrante – ex marine veterano de Irak que, como le dieron un balazo al papá, se convierte en menos de cinco minutos en un vengador volador (y al instante sabe manejar los dos millones de gadgets que trae el traje) -; y lo de Katherine Kane está criminalmente subdesarrollado. Hay un flirteo con la policía Reneé Montoya, pero todo está hecho con tan poca sutileza – se precisaba una chica libretista para desarrollar la historia como corresponde, amén de que todo esto requeriria un capitulo por si mismo y no un relleno mal cocinado en cinco minutos – que resulta molesto. Y si los personajes y la ciencia ficción están mal barajados, esperen a ver el plan maestro del villano. (alerta spoilers) ¿Para qué meterse en el cerebro de Bruce Wayne e intentar borrar el recuerdo de la muerte de sus padres? ¿Como es que el tipo sobrevive intacto después de dos semanas de tratamiento Ludovico?. ¿Acaso Talia al Ghul quería recomponerlo como para volver junto a él, si es que lograba quitarle la faceta de vigilante nocturno?. (fin spoilers).

oferta software de sueldos

Batman: Mala Sangre es un filme mediocre. Abunda la pirotecnia, pero también las ideas mal cocinadas. Todo en exceso, con equilibrio cero y con un cast de superhéroes tan abundante que parece La Liga de la Justicia versión Ciudad Gotica. Digerir un mundo pleno de vigilantes ridiculamente disfrazados requiere un esfuerzo creativo importante, pero es algo que aquí brilla por su ausencia.

LA SAGA ANIMADA DE BATMAN

Batman: La Mascara del Fantasma (1993), Batman and Mr. Freeze: SubZero (1998), Batman del Futuro: regreso del Joker (2000), Batman: el misterio de la Mujer Murcielago (2003), The Batman vs Dracula (2005), Batman: el Caballero de Ciudad Gotica (2008), Batman: Bajo la Capucha Roja (2010), Batman: Año Uno (2011), Batman: Regresa el Caballero de la Noche – parte 1 (2012), Batman: El Caballero de la Noche Regresa – parte 2 (2013) – El Hijo de Batman (2014) – Batman: Asalto a Arkham (2014) – Batman versus Robin (2015) – Batman: Bad Blood (2015) – Batman: The Killing Joke (2016)Batman: Return of the Caped Crusaders (2016)

software de gestion para inmobiliarias Datahouse Company - haga click aqui