AQN – Critica: La Saga Crepusculo: Amanecer, Primera Parte (2011)

La Saga Crepusculo: Amanecer, Parte 1 (2011): Edward y Bella se casan, pero algo antinatural surgira de semejante union, en el penultimo capitulo de la serie. Critica de la pelicula

ofertas de software

    Critica: THe TWILIGHT’S SAGA: BREAKING DAWN, PART I

>> VOLVER AL INDICE DE ARLEQUIN

una crítica del film, por Alejandro Franco

USA, 2011 : Kristen Stewart (Bella Swan), Robert Pattinson (Edward Cullen), Taylor Lautner (Jacob Black), Billy Burke (Charlie Swan), Peter Facinelli (Dr Carlisle Cullen), Ashley Greene (Alice Cullen), Booboo Stewart (Seth Clearwater)

Director – Bill Condon, Guión – Melissa Rosenberg, basada en la novela Breaking Dawn de Stephenie Meyer

Trama: Edward y Bella han decidido casarse, aún a pesar de que la muchacha insiste en mantener su condición humana. La noche de bodas resulta algo rispida, debido al exceso de fuerza que le da a Edward su condición vampírica. Debido a ello el muchacho decide postergar los encuentros amorosos, aún cuando la muchacha insiste. Pero la luna de miel se interrumpe bruscamente cuando Bella descubre que se encuentra embarazada en el plazo excepcional de 14 días. Y, lo que es peor, el feto es un hibrido entre vampiro y humano que crece a una velocidad impresionante, consumiendo a la muchacha. Ahora la pareja ha regresado al pueblo natal de Bella, para atenderla médicamente mientras deciden qué hacer con la criatura; pero, mientras tanto, Jacob y su pandilla de hombres lobo se han enterado del incidente, y planean atacar para exterminar a la criatura. Pero el joven indio sigue enamorado de la muchacha y su fidelidad parece estar al lado de ella, aún cuando ello signifique que su manada ha quedado autorizada para matarlo por traición. Y, mientras tanto, Bella ha comenzado con los dolores de parto…

    trailer de Amanecer, Primera Parte

ofertas en software ERP
ofertas software de gestion produccion
ofertas software para estudios contables
ofertas de software
oferta software de sueldos

      Amanecer, Parte I Yo soy un defensor de la primera Crepúsculo (2008), pero un notorio detractor del resto de los filmes de la saga. Lo que en principio parecía una buena idea comenzó a volverse cada vez más ridícula y, para esta cuarta parte – dividida codiciosamente en dos, tal como pasó con el último filme de Harry Potter o con la inminente El Hobbit -, las cosas han llegado al extremo de lo intolerable. Aún con la elección de un super director como Bill Condon (Dioses y Monstruos) para manejarla, el talento de éste resulta insuficiente para remontar una parva de material estirado hasta el exceso y plagado de secuencias absurdas. El filme tiene atmósfera… quizás demasiada, y la prueba está en que recién a los 52 minutos nos enteramos de cuál es el conflicto central de esta entrega de la saga.

Al menos Bella ha dejado el histeriqueo y ha decidido casarse, aunque sea con un antiguo pedazo de carne muerta como resulta ser Edward. Los pibes se van a una isla en Brasil, cosa de que los gritos de la chica no se escuchen en su pueblo natal, y deciden tener una revolcada histórica – imaginen un vampiro con 400 años de celibato! -. El problema es que Edward en la cama es peor que Superman con Viagra, y todo esto culmina con la cama destrozada, y la chica toda machucada, caminando con las piernas flojitas como si fuera Bambi recién nacido. Lo que sigue es una bobada tras otra – Edward que no quiere volver a ponerla, Bella que le ruega que sí –, lo que termina por coronarse con un embarazo instantáneo en menos de 14 días. Algo así como lo mismo que tardaban en crecer un sobrecito de Sea Monkeys.

ofertas software para estudios contables
ofertas en software ERP
ofertas software de gestion produccion
oferta software de sueldos
ofertas de software

Esto recién pasa al final de la primera hora, luego de 60 minutos de videoclips románticos rodados en cámara lenta. Al menos uno deja de bostezar y se acomoda en el asiento, porque el embarazo de Bella es clara señal de que se viene el tole-tole. Dicho y hecho: se entera Jacob – otro que le tiene ganas a Bella desde hace varios años – y empieza una especie de histeriqueo de “tengo que matar a la criatura pero proteger a la muchacha, pero voy a matar a ese vampiro de mier… que ahora resultó ser mi mejor amigo y pelea a mi lado”. La gente se pasa de bando como quien se cambia de calzones sucios, y toda esta pavada culmina en una cesárea a dentellada limpia, Berp para creer.

Amanecer, Primera Parte es lenta y ridícula. El elenco cancherea con sus personajes – ya hace varios filmes que están metidos en sus pieles – y eso es lo que remonta un poco los diálogos y las situaciones terribles que les depara un mal guión. Bella es un interminable dolor testicular que hace lo que quiere y ahora, que logró encamarse con el vampiro, no sólo le niega el nido sino que quiere morirse dando a luz y dejándole un pibe – un pequeño draculín – a su cargo. Pareciera que la moraleja de la historia es que el sexo es malo, sino, mirá lo que te pasa por ponerla. (Sorry por los comentarios coloridos, pero es que cada fotograma del filme me hace pensar en una catarata de chistes atroces relacionados con lo que estoy viendo). El resto histeriquea y vive cambiando de bando y de idea, y uno al final se cansa. Che, ¿no había otra mina mejor en el pueblo?. ¿Alguna vampiresa o alguna loba que estuviera potable?.

Amanecer, Primera Parte sólo es digerible para los fans a ultranza de la saga. A esta altura, la linea argumental ha entrado en un pantano del que resulta imposible salir a flote. Felicito a los tipos que pergueñaron esto y que recaudaron 280 millones de dólares con semejante engendro, un culebrón ridículo, sobreproducido y extremadamente popular entre las adolescentes cachondas.

LA SAGA DE CREPUSCULO La saga de Crepúsculo se compone de: Crepúsculo (2008), Luna Nueva (2009), Eclipse (2010), Amanecer (parte I) (2011) y Amanecer (parte II) (2012).

software de gestion para inmobiliarias Datahouse Company - haga click aqui